MH370 Malaysia Airlines

Un crisol de verdades, mentiras y conspiraciones

MH370 Malaysia Airlines

© Juanca Romero Hasmen

Como era de esperar, a la actualidad informativa ha saltado un sinfín de teorías, hipótesis y por qué no decirlo, paranoias en torno a la desaparición del Boeing 777 de la compañía asiática Malaysia Airlines. Y es que si sumamos al desconcierto lógico y general que ha producido la desaparición de este gran avión junto a su tripulación y pasajeros, y al hecho de que pasados tantos días no haya ni una sola prueba sólida de donde puede estar, la mesa está servida para la especulación llevada incluso a grados ciertamente superlativos. Pero hagamos un breve recorrido cronológico de cómo se han ido produciendo los hechos.

El pasado 8 de marzo se reporta a todas las agencias de noticia que un avión de la compañía Malaysia Airlines que cubría la ruta Kuala Lumpur – Pekín ha desaparecido y no se conoce su paradero. A bordo viajaban un total de 239 personas, de las cuales 12 formaban parte de la tripulación. En esas primeras horas las únicas informaciones apuntaban a que se había perdido el contacto con la aeronave. Transcurridos los días, hemos podido conocer todo tipo de hipótesis, algunas de ellas de lo más pintorescas y surrealistas. Como nuestra página dominical Angulo 13 precisamente trata sobre la vertiente más enigmática y conspiranoica de la realidad, esta semana he querido dedicar las siguientes líneas a destacar algunas de estas posibilidades por increíbles que puedan parecer algunas de ellas. Iniciamos este particular recorrido.

Boeing de la compañía Malaysia Airlines

Boeing de la compañía Malaysia Airlines

En un principio se habló de un ataque terrorista que hizo explotar el avión, sobre todo después de comprobar que dos de los pasajeros volaban con pasaporte falso, aunque poco después se determinó que se trataban de inmigrantes que buscaban su entrada ilegal en Europa. A eso habría que sumar el hecho de que ningún grupo terrorista haya reivindicado la desaparición del avión. Y hay un hecho que descartaría la explosión y/o desintegración del aparato, y es que el vuelo siguió enviando señales horas después de perder contacto. Otra hipótesis apunta directamente a la astrología. Bajo la perspectiva astrológica, se habla de sectores terrestres de influencia astral, que según los duchos en estas cosillas de planetas y estrellitas, apuntan a que la carta astral del 8 de marzo, justo el día de la desaparición del Boeing, los astros dejaban a las claras la posibilidad de que esto ocurriese (voy a ahorrarme el comentario por soez). Pero ricemos aún más esto de las teorías raritas o conspiranoicas. A la mayoría de los lectores de este diario, les sonará el nombre de una famosa serie, Lost. Bueno, pues algunos apuntan a que lo ocurrido con el MH370 de Malaysia Airlines tiene relación con el vuelo 815 Oceanic Airlines de la afamada serie norteamericana. Y es que en dicha serie el Boeing también es un 777, que se accidenta en una isla desierta y en el que sobreviven un total de 48 pasajeros que acaban siendo objeto de un complicado y casi inexplicable plan. ¿Estará el vuelo desaparecido en alguna isla o atolón perdido en el océano? Pues otra de las teorías apunta precisamente a que el avión pudo ser desviado hasta la base militar de Diego García, de los EE.UU. y que se encuentra situada en un atolón muy al sur de Sir Lanka. Señalan que el avión portaba material químico/bacteriológico y que tras detectar la tripulación esta posibilidad terrorista, se hicieron con el control del aparato y lo desviaron hasta esta remota zona militar para controlar la hipotética contaminación sobre la población si el aparato aterrizara en un aeropuerto convencional.

Base militar de Diego García, EE.UU.

Base militar de Diego García, EE.UU.

¿Alucinante, verdad? Pues aún hay más. Hablemos de Agujeros Negros, porque también se ha señalado esta posibilidad, concretamente el periódico británico Daily Mail, que contempla la teoría del “espacio misterioso”, o lo que es lo mismo, un agujero que se haya tragado la aeronave. Señalan que la hipotética entrada en uno de estos agujeros, bloquearía todo tipo de comunicación y se inhibiría el sistema Transponder (transmisor). Así que si prestamos atención a esta teoría, el avión podría estar a cientos o quizá miles de kilómetros de donde se están realizando las maniobras de búsqueda. En fin, aunque no haya ninguna autoridad científica que contemple esta posibilidad, algunos medios se empeñan en sostenerla. Es como aquellos que por no poder demostrar que los fantasmas existen, dicen que existen… ¡qué cosas hay que leer y escuchar!

Y llegaron los extraterrestres.

La publicación estadounidense Time cita en algunos blogs de sus lectores, que no descarta la posibilidad de una abducción alienígena –no puedo contener las risas-. Entre las diferentes perlas gramaticales, podemos leer lo siguiente: “Si no nos encontramos con los restos, eso significa que hay alguna nueva y totalmente misteriosa y poderosa fuerza que trabaja en nuestro planeta, capaz de tomar aviones en pleno vuelo en el cielo, sin dejar la más mínima de las pruebas”. Otras fuentes, manteniendo las teorías extraterrestres, dan un paso adelante y aseveran que la desaparición del vuelo de Malaysa Airlines es fruto del secuestro orquestado por una horda de entidades alienígenas para el posterior estudio y análisis de los seres humanos por parte de esta hipotética civilización venida de más allá de las estrellas. ¿Chorradas?, pues sí, para que escribir lo contrario. Indudablemente cada vez que llega hasta la fina línea que ocupan los titulares una noticia del calado que tiene esta, las informaciones y desinformaciones se suceden a ritmo frenético, y no es de extrañar que a esta hora del día y desde el momento que me puse a escribir estas pocas líneas, hayan aparecido nuevos datos referidos a la tragedia del MH370. Fuerzas sobrenaturales, mundos paralelos, otros Triángulos de las Bermudas, bases submarinas, experimentos gubernamentales, y así, un largo etcétera que tiene como colofón la relación que algunos aburridos hacen de la imagen corporativa de la compañía Malaysa Airline con los círculos en las cosechas, que como bien conoce el lector, son objeto del empeño de quienes los relacionan con una forma de comunicación extraterrestre.

Olvidando tanto despropósito, la única verdad es que el Boeing 777 desaparecido se ha convertido en el escenario de dolor de cientos de familias que suplican respuestas oficiales, las vías que por fin les puedan poner en contacto con sus seres queridos. Todo lo demás, es fruto del aburrimiento y la desvergüenza de los infla mentiras.

PUBLICIDAD >

Esta Primavera hazte con uno de los libros del escritor Juanca Romero, disponibles en edición impresa y en Ebook. Infórmate en www.juancaromero.com
Esta Primavera hazte con uno de los libros del escritor Juanca Romero, disponibles en edición impresa y en Ebook. Infórmate en www.juancaromero.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies